Loading...

Plan de Emergencias

Un Plan de Emergencias es un documento técnico redactado por un técnico competente conforme establece el Articulo 20 de la Ley 31/1995 de Prevención de Riesgos Laborales.

En este documento el responsable de la actividad deberá analizar las posibles situaciones de emergencia y adoptar las medidas necesarias en materia de primeros auxilios, lucha contra incendios y evacuación de los trabajadores.

Se habrá de disponer de un PLAN DE EMERGENCIAS en aquellos centros de trabajo en los que sea de aplicación la Ley 31/95, es decir, en el ámbito de las relaciones laborales reguladas en el texto refundido de la Ley del Estatuto de los Trabajadores así como en el de las relaciones de carácter administrativo o estatutario del personal al servicio de las Administraciones Públicas.
  • Identificación
  • Localización
  • Usos
  • Evaluación de Riegos
    • Objetivo
    • Riesgos Potenciales
    • Evaluación
  • Medios de Protección
    • Medios técnicos
    • Medios humanos
  • Plan de Emergencia
    • Factores de Riesgo
    • Acciones
  • Implantación
    • Responsabilidades
    • Medios
    • Información
  • Anexos

Plan de Autoprotección

Un Plan de Autoprotección es un documento técnico redactado por un técnico competente conforme establece el Real Decreto 393/2007, Norma Básica de Autoprotección.

Este documento contempla y describe el sistema de acciones y medidas adoptadas por los titulares de las actividades, públicas o privadas, con sus propios medios y recursos, dentro de su ámbito de competencias, encaminadas a prevenir y controlar los riesgos sobre las personas y los bienes, a dar respuesta adecuada a las posibles situaciones de emergencia y a garantizar la integración de estas actuaciones en el sistema público de protección civil.

En el Anexo I de la Norma Básica de Autoprotección se definen aquellas instalaciones que en función de su actividad, dimensiones u ocupación han de disponer de un plan de autoprotección, además de aquellas que la autoridad competente determine susceptibles.

Resulta evidente que instalaciones estratégicas como un hospital, un aeropuerto o una central nuclear han de disponer de un plan de autoprotección, para el resto de los casos se considera su necesidad si reúnen alguna de las siguientes características:

  • Aquellos edificios que alberguen actividades comerciales, administrativas, de prestación de servicios, o de cualquier otro tipo, siempre que la altura de evacuación del edificio sea igual o superior a 28 m, o bien dispongan de una ocupación igual o superior a 2.000 personas.
  • Instalaciones cerradas desmontables o de temporada con capacidad igual o superior a 2.500 personas.
  • Instalaciones de camping con capacidad igual o superior a 2.000 personas.
  • Todas aquellas actividades desarrolladas al aire libre con un número de asistentes previsto igual o superior a 20.000 personas.

Plan de Seguridad Integral

El Plan de Seguridad Integral es un documento técnico que ha de ser redactado y aprobado por un Director de Seguridad conforme a la Ley 5/2014 de Seguridad Privada donde se plasma y desarrolla la planificación, organización y control de las actuaciones precisas para la implantación de las medidas conducentes a prevenir, proteger y reducir la manifestación de riesgos de cualquier naturaleza: robos, incendios, ataques informáticos, accidentes laborales y otras muchas situaciones que encontramos día a día.

Un Plan de Seguridad Integral constituye una herramienta muy útil en cualquier tipo de organización, disponga o no de departamento de seguridad, ya que determinará los puntos débiles en los cuales hay que actuar para mejorar la seguridad, además de cuantificar los recursos necesarios para ello.

Este documento desarrolla la “seguridad” en el más amplio sentido de la palabra, y por ello han de tenerse muy en cuenta la información y contenido del Plan de Autoprotección (RD 393/2007) y del Plan de Prevención de Riesgos Laborales (Ley 31/1995), de hecho ambos documentos han de aportarse como anexos al plan de seguridad integral.

La necesidad de un plan de seguridad integral va ligada a la necesidad que el Director de Seguridad tiene de planificar, organizar y controlar los riesgos, por lo tanto es necesario en los siguientes casos:

  • Cuando se disponga en la organización de departamento de seguridad.
  • En los centros, establecimientos o inmuebles que cuenten con un servicio de seguridad integrado por veinticuatro o más vigilantes de seguridad o guardas particulares del campo y cuya duración prevista supere un año.
  • Cuando así lo disponga la Dirección General de la Policía y de la Guardia Civil para los supuestos supraprovinciales, o el Subdelegado del Gobierno de la provincia, atendiendo el volumen de medios personales y materiales, tanto físicos como electrónicos, el sistema de seguridad de la entidad o establecimiento, así como la complejidad de su funcionamiento y el grado de concentración de riesgo

Un Plan de Seguridad Integral ha de contener al menos la siguiente información:

  • Premisas de partida
    • Introducción
    • Encargo
    • Presupuesto asignado
  • Descripción y características del inmueble
    • Datos generales
    • Estructura
    • Espacios Interiores
    • Subsuelo
  • Análisis del Entorno
    • Indice delincuencial
    • Antecedentes
    • Ubicación y entorno
    • Vías de Acceso y comunicación
    • Perímetro del edificio
    • Servicios y apoyos cercanos
  • Funcionalidad
    • Estructura organizativa
    • Recursos Humanos
    • Horarios
  • Análisis y evaluación de riesgos
    • Objeto de protección
    • Identificación de riesgos
    • Determinación de vulnerabilidad
    • Estimación de tiempos
    • Análisis y evaluación de los riesgos (Mosler)
  • Identificación y desarrollo de sistemas
    • Medios Humanos
    • Medios Técnicos
  • Coordinación de la seguridad
    • Objetivos
    • Observaciones
    • Medidas de coordinación
    • Fortalezas y Debilidades
  • Planes de actuación
    • Plan de Autoprotección
    • Plan de Prevención de Riesgos
    • Manuales, Instrucciones y Procedimientos
    • Normas de acceso
  • Mediciones y Presupuestos
  • Resumen
  • Anexos
  • Planos

Plan de Emergencia Interior

Se entiende por Plan de Emergencia Interior (PEI) a la organización y al conjunto de medios y procedimientos de actuación, previstos en una instalación industrial o instalaciones industriales contiguas, con el fin de prevenir los accidentes de cualquier tipo y, en su caso, mitigar sus efectos en el interior de dichas instalaciones. Por lo tanto, el objetivo principal de un PEI es dotar al establecimiento industrial de un sistema organizativo, unos procedimientos de actuación y unos medios materiales que puedan prevenir los accidentes o mitigar sus consecuencias en el interior del mismo.

Según el Real Decreto 1254/99, todos los establecimientos en los que se encuentren presentes sustancias peligrosas en determinadas cantidades, están obligados a elaborar lo que se denomina un Plan de Emergencia Interior (PEI), basado en el concepto de la autoprotección.


Sistema de Gestión de la Seguridad

Un Sistema de Gestión de la Seguridad es la parte de un sistema general de gestión establecido por una organización que incluye: la estructura organizativa, la planificación de las actividades, las responsabilidades, las prácticas, los procedimientos, los procesos y los recursos para desarrollar, implantar, llevar a efecto, revisar y mantener al día la política de prevención en materia de accidentes graves.

Según el artículo 9 punto 1 a) del Real Decreto 1254/99, han de disponer de un Sistema de Gestión de la Seguridad todos los industriales de los establecimientos afectados por la presencia de sustancias peligrosas en sus instalaciones, en cantidades iguales o superiores a las que aparecen en la columna 3 de la parte 1 y de la parte 2 del anexo I, es decir sólo aquellos industriales en los que en sus establecimientos existen sustancias peligrosas en las cantidades más elevadas. Este documento forma parte del Informe de Seguridad